En defensa de los derechos humanos y comunitarios en
el Pacífico Colombiano

Enfrentamientos entre Autodefensas Gaitanistas y el ELN genera crisis humanitaria en Alto Baudó

Desde el sábado 4 de marzo las comunidades alertaron sobre la llegada de más 200 miembros de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC), a la comunidad afrochocoana de Peña Azul ubicada en el municipio del Alto Baudó.

Según La Comisión de Derechos Humanos del Congreso de los Pueblos, los paramilitares entraron disparando indiscriminadamente contra la población civil, además se estarían enfrentando militarmente con la insurgencia del Ejército de Liberación Nacional (ELN) hasta muy entrada la noche.

Según testimonios de algunas de las personas desplazadas hasta el casco urbano de Pie de Pató: “la comunidad entre niños, hombres, mujeres y ancianos salió huyendo y de muchos no se sabe su paradero”. Sólo cinco de las 28 familias que conforman la comunidad lograron llegar desplazadas al casco urbano de Pie de Pató.  Se desconoce si entre los desaparecidos haya heridos o victimas mortales.

Luis Murillo, defensor regional de Chocó, informó que hasta el momento hay 304 personas desplazadas por este  combate, que ya llegaron a Pie de Pató, cabecera municipal del Alto Baudó, en busca de protección. Sin embargo, alertó porque hay otras ocho familias que no pudieron salir de Peña Azul y de las que se desconoce su suerte.

El defensor indicó que la zona tiene dominio histórico del ELN, que hace casi un mes instaló diálogos de paz con el gobierno de Juan Manuel Santos. Sin embargo, hace tres años las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC) iniciaron una avanzada para tomar control del Alto Baudó, un territorio indígena y afrochocoano cercano al Pacífico y a otros municipios importantes de la región.

Desde entonces se han producido desplazamientos masivos de “población vulnerable”, especialmente indígenas que nunca habían salido del medio rural.  Agregó Murillo que “es una situación sistemática de violaciones de los derechos humanos”, y aseveró que “la Defensoría lleva años alertando sobre esta problemática sin que las autoridades tomen soluciones de fondo”.

Desde la Coordinación Regional del Pacífico Colombiano, exhortamos al Gobierno Nacional a tomar las medidas necesarias para proteger la vida de los pobladores que se encuentran confinados en el Alto Baudó y los desplazados en Pie de Pató, que necesitan urgentemente la atención de las instituciones estatales.

 

 

 

Posted by | View Post | View Group